Tartar de atún emplatado

El tartar de atún se presenta siempre en forma de timbal [Foto: diariovasco.com]

Plato fresco

Tartar de atún: un plato para el verano

El tartar de atún se está convirtiendo en uno de los platos de la cocina oriental más populares. El atún rojo suele estar aliñado con soja, mostaza, zumo de limón, pimienta y sal.

diariovasco.com | 18/07/2018 |

El tartar de atún rojo puede elaborarse de distintas formas; la forma tradicional se realiza marinando el atún con varios ingredientes y utilizando una base de aguacate.

Con el buen tiempo, las comidas frescas están a la orden del día. El tartar de atún se sirve frío, lo que lo hace un plato perfecto para el verano o jornadas de mucho calor. Antes de nada es necesario aclarar que el tartar de atún rojo se sirve crudo, al menos en su receta más tradicional. Pero en el caso de que no se quiera comer pescado crudo, también puede cocinarse; el resultado, aunque diferente, sigue siendo bueno.

Un paso muy importante a la hora de preparar este exquisito plato es que el atún debe congelarse durante un periodo de al menos 48-72 horas. El motivo es evitar el contagio por anisakis, un parásito que se encuentra en peces y mamíferos marinos que podrían causar lesiones en el sistema digestivo. Una vez trascurrido este tiempo, se mete en el frigorífico durante 12 horas aproximadamente para que vaya descongelándose poco a poco a una temperatura controlada.

El tartar de atún se sirve frío, lo que lo hace ideal para días de mucho calor

Como todos los tartares, es necesario cortar el ingrediente estrella en dados. El atún rojo suele estar aliñado con soja, mostaza, zumo de limón, pimienta y sal. Una vez que se tenga el aliño y los dados de atún, se mezcla todo en un bol y se mete en el frigorífico. Mientras el atún sigue marinándose y enfriándose en la nevera, se prosigue a pelar los aguacates y a trocearlos en dados de la misma medida que los del atún.

En el caso de que no se quiera añadir aguacate a la fórmula, este último ingrediente puede cambiarse o simplemente eliminarse. Algunos chefs utilizan una base de tomate en vez de aguacate, mientras que otros, simplemente prescinden del aguacate y añaden más atún.

Cómo emplatar el tartar de atún

La elaboración de este veraniego plato es muy sencilla, la auténtica dificultad reside en el emplatado, y es que se suele servir en forma circular. Para llevar a cabo este proceso es necesario tener a mano un aro de emplatar, donde se colocarán los trozos de aguacate en la parte inferior y los dados de atún marinados en la superior. Tras colocar los elementos se retira el aro y el plato estaría listo para disfrutar.




sukaldaTU por Ainara López