Queso rallado aromatizado

El queso rallado aromatizado dará un toque diferente y sorprendente [Foto: diariovasco.com]

Trucos

Elabora tu propio queso rallado aromatizado

El queso rallado aromatizado es perfecto para dar un toque diferente a nuestros platos, ya sea fusionando diferentes variedades o incluyendo otros sabores como hierbas aromáticas o especias.

diariovasco.com | 08/09/2017 |

Preparar queso rallado aromatizado es una solución sencilla, pero también perfecta, para potenciar el sabor del mismo y conseguir un sabor mucho más interesante en nuestros platos.

El queso rallado aromatizado con curry dará un giro total a nuestras preparaciones

Lo primero para preparar queso rallado aromatizado es rallar nuestro propio queso. Por supuesto, se puede utilizar queso en polvo o rallado del que venden en el supermercado, pero el resultado no tiene nada que ver, ya que pierde muchísimo aroma y no es igual de natural.

Pero antes de rallarlo, escoge el que más te guste. Un buen truco para conseguir queso rallado aromatizado con diferentes quesos es mezclar variedades, aunque para ello se debe tener en cuenta también la consistencia del queso, ya que los más curados y duros se hacen en polvo y los tiernos, rallados.

Y cuando ya hayamos rallado nuestro queso o mezcla de quesos, llega el momento de añadirle un toque de sabor más atrevido. Tenemos varias opciones, hierbas aromáticas, especias o incluso ralladura de frutas o verduras.

Obtener el queso rallado aromatizado

Por ejemplo, en el caso de querer utilizar el queso rallado en platos de pasta o pizzas, un acierto seguro será hacer un queso rallado aromatizado con hierbas como albahaca u orégano, que a menudo se incluyen en esta receta, pero cobran un aroma especial si las añadimos al queso y dejamos que reposen juntos.

Por otro lado, si buscamos un resultado más diferente y un sabor más atrevido tenemos varias opciones. La pimienta es una buena alternativa si queremos un golpe de sabor algo más picante, incluso podemos incluir un poco de guindilla picante o pimentón picante. Aunque, si por el contrario, buscamos un toque más dulce, hay otras opciones. Por ejemplo, podemos incluir pimentón dulce en el queso, lo que además de dotarlo de un tono rojizo dará un matiz dulzón muy interesante a nuestro queso rallado aromatizado.

Pero si queremos sorprender a los comensales, podemos optar por añadir a nuestro queso rallado o en polvo ralladura de naranja o de limón. Este condimento se obtiene al rallar la peladura del limón o la mandarina una vez haya sido desecada al sol o al horno.

Si realmente queremos dejarles con la boca abierta, el queso rallado aromatizado con curry es la opción ideal. Lo mejor en este caso es añadir a nuestro queso rallado el curry en polvo que siempre tenemos a mano entre los tarros de la cocina.




sukaldaTU por Ainara López