Bodega Garciarévalo

Los viñedos de Matapozuelos de Bodega Garciarévalo son centenarios [Foto: diariovasco.com]

Bodega Garciarévalo

Una bodega que escribe su historia día a día

La vallisoletana Bodega Garciarévalo lleva años elaborando vinos de altísima calidad bajo la Denominación de Origen Rueda

diariovasco.com | 08/02/2019 |

Situada en el municipio vallisoletano de Matapozuelos, la Bodega Garciarévalo es una empresa familiar fundada en 1990 con la unión de las familias de José Antonio Arévalo y Benicio García.

Ambos montaron la bodega con la firme convicción de elaborar sus ricos vinos con uvas procedentes de sus viñedos centenarios, que son conocidos por producir una de las mejores uvas de la variedad Verdejo, aunque también cosechan las variedades Tempranillo y Viura. 

En la actualidad son sus hijos los que han cogido el testigo del trabajo comenzado por José Antonio y Benicio, y se encargan de dirigir la bodega en la que elaboran, embotellan y comercializan vinos blancos y tintos bajo la Denominación de Origen Rueda

Reflejo de su origen

Con una producción de más de 600.000 botellas al año, desde la propia bodega admiten que «nuestra filosofía es crear vinos que reflejen nuestros orígenes, la tierra, el clima, combinados con las tradiciones vitivinícolas y las nuevas técnicas y tecnologías con las que contamos hoy en día».

La bodega cuenta con una gran cantidad de viñedos de la variedad Verdejo, aunque también de Tempranillo y Viura.

Por ello, todo el equipo que compone la Bodega Garciarévalo, encargado tanto de elaborar estos vinos como de cultivar y cuidar los viñedos durante el año, trata de buscar la excelencia y el buen hacer, intentando trasmitir en sus elaboraciones toda su filosofía de vida y su trabajo a los clientes de todo el mundo. 

Una de las claves del éxito de estos vinos reside en las peculiares características de la tierra en la que se cultiva la uva. «Nuestro terruño es arenoso, pobre en materia orgánica e ínfima en recursos hídricos», algo que provoca el cultivo de unas uvas de tamaño pequeño y de sabor muy concentrado, que resultan ser un balance perfecto entre el grado y la acidez que contiene la misma. 

La ubicación de sus tierras, «su situación, entre los ríos Adaja y Eresma, produce un microclima excepcional caracterizado por sus bajas temperaturas, entre 3 y 4 grados menos de temperatura que en el resto del municipio, algo que produce también una gran diferencia climática entre la temperatura de día y la que hay a la noche», explican desde la propia bodega.

Unas características que, unidas al buen trabajo y al empeño diario de todos los que conforman la familia de la Bodega Garciarévalo, resultan ser una combinación perfecta para elaborar unos vinos de suma categoría

En Gipuzkoa, la empresa Exclusivas Arriaga, con sede en Hernani,  es la encargada de comercializar y distribuir los diferentes vinos elaborados por la Bodega Garciarévalo. 

Los vinos de Bodega Garciarévalo

Casamaro Verdejo: Noble. Fresco, frutal, muy agradable. Se trata de un vino de paso ligero por boca con un fino amargor final que le hace tener una alta persistencia. Maridaje: Ideal para consumir con quesos, diferentes arroces y pastas.

Tresolmos Verdejo Lías: Elegante. Complejidad de aromas donde encontramos, melocotón, hierbas silvestres, especiados, panadería... En boca es redondo y graso, se nota el trabajo sobre lías. Ideal para consumir con carnes y pescados a la brasa.

Harenna Verdejo: Delicadeza. Intensidad media, con aromas especiados y leñosos. Destaca un fondo mineral que le aporta un matiz muy elegante. Vino balsámico con recuerdos a resina y a cáscara de naranja. Ideal para comer o para disfrutar por sí mismo.