Agustín Santolaya Bodegas Roda

Agustín Santolaya es el Director General de Bodegas Roda [Foto: diariovasco.com]

Entrevista

«Si ves la uva a través de su vino, estás ante un gran vino que emociona»

Agustín Santolaya, Director General Bodegas Roda, explica el éxito de esta marca y elogia también el alto nivel de conocimientos que tienen los guipuzcoanos en torno al vino

diariovasco.com | 18/04/2017 |

Agustín Santolaya, Director General Bodegas Roda, confiesa que el objetivo de esta firma siempre ha sido conseguir vinos que emocionen. ¿Pero cómo se logra esa meta y, sobre todo, cuáles son esos caldos que te pueden emocionar?

El éxito de Bodegas Roda, por su rapidez, es poco comparable con el de cualquier otra bodega. ¿Cuál fue el motivo?

Creo que una de las claves fue tener las ideas claras desde el primer momento y después intentar no cometer errores en todo el proceso. Ése ha sido sin duda uno de los puntos fundamentales en todo el proceso.

"Señalamos en un mapa qué hectáreas eran las que más nos gustaban y a partir de ahí comenzamos a ‘colonizarlas’"

Roda cumple 30 años en este 2017. Fue fundada en el año 1987 y poco después, en 1992, es cuando la elaboración comienza a encontrar su camino, ya que es entonces cuando llega el equipo actual y se implementan las ideas que tenía la propiedad: querían hacer un vino que aportara algo a lo que ya se hacía de forma maravillosa en la zona, como eran los tradicionales de Rioja.

¿Qué es lo que se buscaba?

Se buscaban otros conceptos y ahí el viñedo forma parte definitiva. Se han hecho muchas cosas en el viñedo, algunas pioneras y otras de recuperación de antiguas técnicas que no estaban de moda en aquel momento y que nosotros volvimos a poner en su sitio. Por eso, para nosotros el viñedo es absolutamente fundamental.

¿Es un buen viñedo esencial para crear una gran marca de vino?

No cabe la menor duda; es la base. Si no pensamos en un gran viñedo, no puede haber un gran vino. Es incompatible el pensar de otra forma, porque siempre van ligados. En función del viñedo puedes orientar la bodega hacia un lado o hacia otro.

"En Roda somos absolutamente especiales, ya que no podemos mezclar ni una gota de una añada de vino con otra"

Ustedes diseñaron prácticamente un viñedo a su medida...

En nuestro caso, desde el primer momento comenzamos haciendo un mapa con las mejores hectáreas de la zona de La Rioja, donde nosotros nos movemos. Señalamos cuáles eran las que más nos gustaban o más interés tenían, y a partir de ahí comenzamos a ‘colonizarlas’, en algunos casos comprando o intercambiando propiedades de viña por otras fincas, y en otros casos comprando la uva o llegando a acuerdos con viticultores. Ahí fuimos desarrollando todo nuestro proceso hasta llegar a lo que hoy es Roda: de las 120 hectáreas que controlamos, 70 son propias y con las otras 50 tenemos distintos acuerdos.

Uno de sus objetivos es crear vinos que emocionen. ¿Cómo se puede conseguir?

En ocasiones digo que un gran vino es el que es capaz de transmitir las sensaciones del paisaje y de la añada, tanto del terroir de donde viene como del año climático, algo en lo que Roda somos absolutamente especiales, ya que no podemos mezclar ni una gota de una añada de vino con otra. Son añadas puras al 100% y por eso podemos decir que un vino lleva en sus entrañas, por ejemplo, la uva de la añada de 2002, que fue una añada difícil porque hubo poca uva que además no llegó a madurar bien...

"En Gipuzkoa se organizan también eventos geniales y muy enriquecedores en torno al vino"

Si ves la uva a través de su vino, estás ante un gran vino, ése que emociona. Porque para ello no sólo has tenido que hacerlo bien, sino que además todos los astros han tenido que estar a tu favor a nivel de clima, de la elección del momento de la vendimia, un proceso que haya ido perfecto... Al final, te encuentras con un vino que te da una plenitud enorme y que no se te va a olvidar; ésos son los vinos únicos y emocionantes, que a los años recuerdas por lo bueno que era. Eso es lo que buscamos cada año, pero no siempre lo logramos.

¿En Gipuzkoa sabemos valorar los buenos vinos?

Claro que sí. Gipuzkoa es una de las zonas que tienen mejor gastronomía, con su concentración de estrellas Michelin y de grandes restaurantes que no la tienen pero podrían merecerla. Y eso siempre está muy unido al vino, porque la sumillería que hay en Gipuzkoa es realmente alucinante a nivel de conocimiento. El consumidor, además, es exigente y conocedor, sobre todo de vinos de Rioja, por la proximidad y por los lazos que siempre han tenido ambas regiones. El perfil del vino, además, es muy apto. En Gipuzkoa también está Rekondo, que es el gran banco de los mejores vinos Rioja, aunque también de otras zonas del mundo, pero además de ese restaurante, en Gipuzkoa hay muchísimas bodegas que llaman la atención.

Siempre ha habido un gran movimiento de consumidores y de gente a las bodegas que han hecho que Gipuzkoa sea, no por población, sino por calidad, un territorio muy interesante para las bodegas. Además, se organizan también eventos geniales y muy enriquecedores en torno, no sólo a la gastronomía, sino también al vino. Esto también ayuda a que el nivel de conocimiento sea cada vez superior.




sukaldaTU por Ainara López