El Vaskito Gastroplan

Gastroplan nos propone conocer El Vaskito, en el barrio de Errotaburu [Foto: diariovasco.com]

Gastroplan

El Vaskito: Una grata sorpresa en Errotaburu

En su primer año de vida, El Vaskito es una de las grandes revelaciones de la escena  gastronómica donostiarra

diariovasco.com | 08/02/2019 |

Aún no ha cumplido su primer año de actividad y es una de las grandes sensaciones de la escena gastronómica donostiarra. Situado en Errotaburu, en los bajos de las torres de Hacienda, El Vaskito ya no sólo es una grata sorpresa, sino que comienza a ser una realidad a tener muy en cuenta en la capital guipuzcoana.

De primera y siempre fresco, en El Vaskito sienten predilección por el pescado y el marisco

Al frente de El Vaskito está Iñaki Azkue, quien se propuso traer hasta Donostia el espíritu de La Borda del Vaskito que su tío José Luis Esnal, también vinculado a este negocio de Errotaburu, abrió hace seis años en la estación de esquí catalana. Producto de temporada, unos platos en constante rotación y una cocina que no descuida ningún aspecto son las principales señas de identidad de este establecimiento. 

El Vaskito abre a las siete de la mañana, ofrece una cuidada barra de pintxos, tiene un menú del día con una excelente calidad-precio (12,50€), elabora recetas de mucho nivel y propone también una vertiente más informal con  raciones, hamburguesas, bocadillos o sandwiches. Además, siempre está la posibilidad de acordar un precio con su chef y dejar que nos sorprenda con su menú. 

Cocina con personalidad

Y es que hay que destacar que su cocinero y propietario Iñaki Azkue  es un joven oriotarra que formó parte de la tercera promoción de Basque Culinary Center y que pertenece a una familia con tradición tanto arrantzale como conservera.

El Vaskito está en Errotaburu, en la zona de las torres de Hacienda

Quizá por ello no sorprenda tanto a quienes conocen ese detalle de la biografía de Azkue las excelentes conservas que se pueden probar tanto en la barra como en el comedor de El Vaskito. En lo que a los pescados se  refiere, Iñaki domina a la perfección todos sus secretos. Por ello, en el comedor de Errotaburu nos sorprenderán con muy variadas recetas, como los txipirones en salsa o las kokotxas con hongos. 

Hay que reconocer, además, que en su parrilla bordan tanto los besugos y rodaballos como otras piezas de temporada. No en vano, Iñaki Azkue trabajó en el Aponiente de Ángel León y en el Elkano de Getaria. De ahí que conozca tanto el género como la técnica.

Esa predilección por el producto de temporada hace que Iñaki espere ansioso la llegada de los mejores guisantes y los hongos, aunque no pierde el tiempo y mientras tanto diseña platos como una de sus últimas novedades, los huevos trufados con foie. Para las carnes, en El Vaskito los amantes de la txuleta disfrutarán con las piezas seleccionadas por Azkue. 

Los postres, siempre caseros, dejan un gran sabor de boca en el comensal. La tarta de queso es personal y espectacular, pero también merece la pena probar su hojaldre con crema pastelera y helado de café y su leche frita.

Producto reconocible

En El Vaskito el producto es perfectamente reconocible. Se consigue en su mejor momento, se manipula lo menos posible y, sobre todo, no se disfraza. El cliente sabe lo que come y, por supuesto, disfruta con ello.

Ésa es la filosofía de El Vaskito, una grata sorpresa en Errotaburu que podremos conocer de primera mano bien en una visita más o menos fugaz, dando buena cuenta de su carta más informal o su menú del día; bien tomándonos nuestro tiempo y dejando que Azkue nos conquiste con el producto como mejor arma.

El menú

Los aperitivos: El menú arranca con los aperitivos de la casa, compuestos por croqueta, anchoa en salazón hecha en casa y sopa de pescado tradicional de la amona Maritxu.

Los entrantes: Seguiremos con tres entrantes de nivel: su pulpo con crema de patata, vinagreta de tomate y cebolla morada; su alcachofa rebozada con jamón ibérico y ajo blanco; y su txangurro a la donostiarra.

Del mar: Para el plato del día habrá que mirar al mar, ya que el pescado dependerá de qué hayan capturado ese día los arrantzales.

El postre: Terminaremos con una dulce propuesta: coulant de avellana con helado de limón.

Bodega y café: El menú incluye también la bodega y el café.

Sólo 50 menús disponibles a un precio especial de  34€ en gastroplan.diariovasco.com