Carpaccio de verduras

Un corte fino de las piezas es clave para un buen carpaccio de verduras [Foto: diariovasco.com]

Recetas a la vanguardia

¿Y por qué no un carpaccio de verduras?

El carpaccio de verduras es un acierto seguro a la hora de disfrutar las hortalizas de una forma diferente, divertida y rápida

diariovasco.com | 04/08/2017 |

El carpaccio de verduras volverá locos a los amantes de las crudités. Y es que esta forma de comer verduras crudas puede dar un giro de 180 grados a la forma en la que hemos comido las verduras crudas hasta ahora.

La clave del carpaccio de verduras es cortar las hortalizas en rodajas muy finas

Divertido y diferente, el carpaccio de verduras nos brinda la oportunidad de sorprender con un primer plato, fresco y saludable, con el que abrir boca este verano. Además, su elaboración no tiene ningún misterio.

Lo cierto es que tradicionalmente el término carpaccio se ha utilizado para hacer referencia a una técnica de cocinado elaborada a base de carnes o pescados crudos, pero cada vez son más las versiones sin proteína que arrasan entre los amantes de la cocina experimental, como el carpaccio de verduras o el carpaccio de frutas.

Preparar un carpaccio de verduras es muy sencillo. Lo primero es escoger las hortalizas que se van a incluir en el carpaccio,  que pueden ser desde calabacines, champiñones, zanahorias o tomates, hasta berenjenas o pepino. Si se quieren incluir hortalizas como brócoli o coliflor, el proceso de preparación incluirá cocinar las piezas al vapor o hervidas, ya que en crudo no resultan especialmente sabrosas.

Y una vez escogidas, se deben limpiar bien. Este paso es muy importante dado que las verduras van a ser consumidas en crudo, por lo que se debe eliminar cualquier posible impureza. Aunque una alternativa, por si no confiamos del todo en el plato es pasar las verduras ya laminadas por la plancha para darles un toque dorado.

Carpaccio de verduras, ¿con o sin piel?

Existen dos opciones, pelar la verduras o presentarlas con piel. En todo caso, la clave en el carpaccio de verduras es presentar las verduras cortadas en láminas muy finas. Para conseguir este corte, lo mejor es recurrir al clásico pelapatatas.

Una vez cortadas, se colocan en un plato llano, sin superponer las piezas en exceso, para que la vinagreta impregne todo bien. Al fin y al cabo, el ácido del limón de la vinagreta será el único tratamiento al que se someta la verdura.

Para preparar la vinagreta, basta con jugo de limón, aceite, sal y alcaparras. Una vez tengamos todo mezclado, se vierte sobre las verduras de forma que la salsa empape bien cada pieza, ya que de lo contrario el resultado será bastante insípido.

Como toque final, unas lascas de grana padano o parmesano en polvo darán un extra de aroma a las verduras. 




sukaldaTU por Ainara López